Nihilumbra (Wii U eShop)

Nihilumbra es el primer juego de Beautifun Games, un estudio español formado en el momento de su desarrollo por gente joven, con el que pretendían abrirse camino y coger experiencia. Con esto no estoy usando la manida fórmula de abrir las primeras líneas de un texto, si no que es algo importante. Nihilumbra, pese a quedarse un escalón por debajo en casi todo, no debe confundirse con uno de esos perezosos desarrollos móviles que saltan a consola para rascar unos duros. Realmente hay ideas aquí, y aunque no terminen de explotar por las limitaciones de los teléfonos o la inexperiencia del equipo, sí se apunta un camino de futuro más ambicioso que el simple burruñerismo de Store.

Nihilumbra WiiU Nintenbit Cascada

En Nihilumbra manejamos a Born, un ente del Vacío que se independiza y decide ver mundo. Por su parte, el Vacío no parece ser alguien que encaje bien las rupturas y se empeña en absorbernos de nuevo, así como en dejar bichos raros por todas partes. Los niveles se estructuran en una presentación del escenario, conseguir un poder con el que poder superar las nuevas plataformas y una huída del Vacío acosador.

La premisa es interesante y los poderes son originales, pero no hay ni un atisbo de profundidad en las mecánicas. No se puede forzar demasiado en móvil porque el arrastre de dedos en la pantalla no da para más, pero con un pad las plataformas se convierten en una excusa para pulsar un botón más que en un reto por si mismas.

Nihilumbra WiiU Nintenbit Volcan

 

Desgraciadamente no todo queda ahí, los poderes de Born prometen usos interesantes que luego simplemente arañan la superficie. Los colores que conseguimos nos permiten deslizarnos, quemar, rebotar…, pero los puzzles siempre se resuelven con una o dos acciones, sin querer complicarle la vida a nadie, y se limitan demasiado a usar el color que acabas de conseguir, usando algún otro de forma puntual. Apenas hay que combinarlos para superar un reto, siempre de forma obvia.

Es más, Born y algunos de sus colores tienen usos secundarios, peculiares, que se explican en el tutorial y, soprendentemente, no se les da uso. Lo de saltar sobre el verde para pegarnos al suelo y dejar de rebotar, quemar cajas, o romperlas y que vuelvan a aparecer como parte de un puzzle son detalles tan anecdóticos que te llegas a preguntar si se programaron con algún fin de diseño o simplemente para solucionar algún problema.

Nihilumbra WiiU Nintenbit Vacio

Luego hay otras cosas, no especialmente buenas pero no tan decepcionantes. La narración en Nihilumbra es totalmente innecesaria, pesada, redundante, y se toma con tanta calma leer sus líneas que a menudo saltaremos a la siguiente pantalla sin que haya terminado, pisándose a si misma. Luego tiene la manía de contarte qué debes hacer en cada momento, por si no fuera ya suficientemente obvio, así que desde aquí recomiendo desactivar las voces y casi que obviar el texto. A las persecuciones del Vacío se les ve el truco intentando subir la intensidad del juego: sigue siendo tan fácil como siempre, pero fuerzan el scroll. Así que tenemos al narrador diciendo «¡corre!, ¡huye!», mientras tú estás en el borde de la pantalla esperando a que corra el scroll para avanzar. Y el modo Vacío (un Partida+), en cambio, abusa de una dificultad para la que no estás preparado, porque durante la partida normal no aumenta con los niveles, y para la que el juego, en cuestiones de control, físicas y ritmo, tampoco lo está.

Nihilumbra no cuaja en WiiU. Paga ciertas novatadas del equipo, y la duración y complejidad están demasiado sujetas a su origen en teléfonos como para dar el tipo en consola. Sin embargo muestra suficientes ambiciones de crear un juego distinto y con personalidad propia como para no tener en cuenta lo que hagan Beautifun Games de ahora en adelante.[2]

2 ESTRELLAS

 

 

Nihilumbra

Desarrollador: Beautifun Games

Editor: Beautifun Games

Lanzamiento: 14 de mayo de 2015 (7’99€/7’99$)

2 Comments

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.